Publicidad

Cuando iba a entrar al edificio, donde queda la oficina de su dentista, le pidieron que metiera sus zapatos a una tina que tenía supuestamente desinfectante, según contó.

Con confianza, Castellanos lo hizo sin esperar que ese líquido le destrozaría el calzado. Sacó sus pies del recipiente y sintió algo raro en sus zapatos, sin embargo llegó al consultorio.

Cuando finalizó su cita, el hombre, al dar algunos pasos más, vio cómo la suela de sus zapatos se estaba despedazando, así lo mostró en imágenes.

“Los celadores me pidieron que tenía que ponerme de pie con mis zapatos sobre una tina que tenía un líquido. Me dijeron que era por bioseguridad, así que lo hice. Cuando salí del procedimiento noté que caminaba mal, me sentía desequilibrado y me iba a caer. Me dio por mirar los zapatos y estos se estaban derritiendo”, indicó el hombre.

, Ante la denuncia de Edgar Castellanos, el edificio contestó por medio de su administrador, Nilson Olmos quien explicó que el líquido era hipoclorito y que ningún otro visitante se había quejado por algo parecido.

Este es el informe de Noticias Caracol sobre este hecho:

 

Caracol.

(function(d, s, id){
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = «http://connect.facebook.net/es_ES/sdk.js#xfbml=1&version=v2.8»;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));

Publicidad