Publicidad

Los principales asesores del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, llegaron a los Emiratos Árabes Unidos en un vuelo histórico desde Tel Aviv el lunes para finalizar un pacto que marca las relaciones plenas  entre la potencia del Golfo e Israel. 

Incluso antes de que comenzaran las discusiones en Abu Dhabi, los visitantes hicieron historia al aterrizador en un avión comercial israelí que sobrevoló territorio saudí en el vuelo directo desde Tel Aviv a la capital de los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

El asesor presidencial de EE.UU., Jared Kushner, y el asesor de seguridad nacional Robert O’Brien encabezan la delegación de Estados Unidos que visita EAU.

La delegación estadounidense estaba formada por el asesor del presidente Donald Trump, Jared Kushner; el asesor de Seguridad Nacional, Robert O’Brien; el enviado para Oriente Medio, Avi Berkowitz, y el enviado para Irán, Brian Hook. Israel estaba representado por el asesor de Seguridad Nacional, Meir Ben-Shabbat, y directores generales de varios ministerios, que se reunirán con sus homólogos emiratíes.

“Aunque este es un vuelo histórico, esperamos que sea el inicio de un viaje aún más histórico para Oriente Medio y más allá”, dijo Kushner a reporteros antes de embarcar.

Con Estados Unidos como mediador, Israel y EAU acordaron a principios de mes trabajar hacia la normalización de sus lazos. Es el primer pacto de este tipo entre un país árabe e Israel en más de 20 años y fue catalizado en gran parte por temores compartidos hacia Irán. Egipto y Jordania establecieron previamente relaciones con Israel.

«Así es la paz por la paz», tuiteó Netanyahu, describiendo un acuerdo de vínculos formales con un estado árabe que no implica la entrega de tierras que Israel capturó en una guerra de 1967.

Israel nunca ha librado una guerra con EAU y espera mantener una relación más cercana.

Los visitantes hicieron historia al aterrizador en un avión comercial israelí que sobrevoló territorio saudí en el vuelo directo desde Tel Aviv a la capital de los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

Meir Ben-Shabbat, el líder de la comitiva israelí, dijo que estaba entusiasmado por el viaje y apuntó que el objetivo es tender las bases para cooperación en áreas como turismo, medicina, tecnología y comercio.

“Esta mañana, el tradicional saludo de ‘vaya en paz’ tienen un significado especial para nosotros”, afirmó.

Los funcionarios israelíes esperan que el viaje de dos días produzca una fecha para una ceremonia de firma en Washington, tal vez en septiembre, entre Netanyahu y el príncipe heredero de Abu Dhabi, el jeque Mohammed bin Zayed al-Nahyan.El gobierno del presidente Donald Trump ha intentado persuadir a otros países árabes sunitas preocupados por Irán para que se comprometan con Israel.

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, realizó la pasada semana una visita a la región para reafimar la posición de Estados Unidos respecto al pacto que ayudó a negociar.

Hanan Ashrawi, miembro del comité ejecutivo de la Organización de Liberación de Palestina, dijo que Kushner y su equipo estaban «luchando para convencer a tantos líderes árabes y musulmanes como fuera posible» de darle a Trump un impulso electoral. Fue una alusión a las elecciones de noviembre, en la que Trump espera conseguir la victoria frente a su oponente demócrata, el candidato Joe Biden.

Publicidad