Publicidad

El alcalde Wilmar Barbosa les dijo a los más de 600 asistente a la última Rendición de Cuentas, que una de las inversiones históricas en el período 2016-2019 por parte del Gobierno ‘Unidos Podemos’, tuvo como objetivo privilegiar de manera especial al sector educativo y garantizó la dignificación de las condiciones en que los niños y jóvenes se educan en las instituciones oficiales del municipio.

La administración municipal invirtió cerca de 38.000 millones de pesos en obras de mejoramiento de 108 sedes urbanas y rurales de las 49 instituciones educativas oficiales que dependen exclusivamente de la Secretaría de Educación municipal. Se construyeron cuatro escuelas rurales en las veredas Puerto Tembleque, Bella Suiza, Barcelona y Cairo Alto con dineros del Fondo de Financiación de la Infraestructura Educativa (FFIE). De los 9.900 millones de pesos invertidos, 6.900 los aportó el municipio y 3.000 millones Ecopetrol.

También se dejaron asegurados 14.956 millones de pesos (4.956 millones aportados por el municipio y el resto por el Fondo de Financiación de la Infraestructura Educativa (FFIE), para que la próxima administración municipal finalice la construcción de dos nuevos megacolegios en los barrios San Antonio y Betty Camacho, cuyas obras ya se iniciaron.

Barbosa también informó que se construye otro megacolegio en La Madrid, cuya obra tiene un avance del 55 por ciento y en el que se invierten cerca de 8.000 millones de pesos, 70% aportados por el Fondo Nacional de Vivienda y el 30% por el municipio.

  En materia de dotación, se invirtieron 7.900 millones de pesos para garantizar el mobiliario básico y laboratorios de física, química, biología, idiomas, agropecuarios y robótica, aulas de sistemas, dotación de más de 17.000 pupitres y escritorios para docentes, entre otro mobiliario, beneficiando a más de 70.000 estudiantes de Villavicencio.

Entre otras gestiones, se normalizó el pago de nómina de los más de 2.900 docentes del municipio.

Publicidad