Publicidad

El Juzgado Primero Penal municipal se abstuvo de proferir medida de aseguramiento y ordeno liberar al médico, Juan Carlos Cuellar Vargas, a la auxiliar de enfermería, Olga Gómez Valencia y el abogado, Javier Lerma Capacho.

El togado consideró que los elementos materiales exhibidos por el Fiscal primero local, Pablo Daniel Palacios Maldonado, no comportaron la detención preventiva de la libertad en lugar de residencia, tal como lo peticionó el delegado del ente persecutor.

La única medida de aseguramiento privativa de la libertad domiciliaria que prosperó fue la del inspector de la cárcel de Villavicencio, Edgar Alfredo Melo Forero, por los delitos de cohecho propio y fraude procesal.

Pues las comunicaciones interceptadas por policía judicial pusieron en evidencia al funcionario del INPEC exigiendo dinero y llamando a alguien para que le colaboraran en el trámite de certificados para algunos reclusos enfermos.

En el caso del médico, el Juez ordenó la compulsa de copias para que sea el comité de ética médica el que investigue también si el galeno ha incurrido en prácticas indecorosa en el ejercicio de la profesión.

Sin embargo, hay que decir, que el fiscal apeló la decisión del Juez de haber dejado en libertad a las personas antes mencionadas y peticionó que el Juez de segunda instancia revoque y profiera medida de aseguramiento por uso de documento falso y fraude procesal.

Twitter:@notillano Web:notillano.com (S)

Publicidad