Publicidad

Washington (EFE).- Estados Unidos rompió este jueves su récord diario de contagios de COVID-19 con 54.437, superando por primera vez los 50.000 y elevando el total de casos en el país más golpeado del mundo por la pandemia a 2.732.639.

El dato, a las 20.00 hora local (00.00 GMT del viernes), también incrementa el número de muertos a 128.651 tras haber sumado 623 en las últimas 24 horas, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins. Como consecuencia, la vuelta a la normalidad y hacia la recuperación económica tendrá que esperar en Estados Unidos después de que varios estados, entre ellos California, decidieran volver a restringir la apertura de negocios para detener el ritmo de contagios.


Publicidad