Publicidad

Un refuerzo de guardines del INPEC procedentes de otras partes del país es esperado en la capital del Meta para el traslado de 96 presos contagiados por coronavirus.

Saldrán de la cárcel y serán llevados a las instalaciones del complejo judicial del Centro del menor Infractor el Yarí, en la misma ciudad de Villavicencio.

Un grupo de internos  son mayores de 60 años y están por diferentes delitos, mientras que otro grupo  condenados por rebelión, terrorismo, desaparición forzada, narcotráfico, crímenes y tráfico de armas.

El Yarí estará fuertemente custodiado con presencia de vigilantes del INPEC que integran el primer anillo de seguridad y el segundo cerco es de la Policía y el ejército nacional.

Twitter:@notillano  Web:notillano.com (JAS)


Publicidad