Publicidad

MIAMI, EE.UU. – “Birmania no ha emprendido reformas significativas para que sus numerosas leyes que violan los derechos cumplan con las normas internacionales de derechos humanos”, aseguró este lunes la organización Human Rights Watch (HRW).

El grupo, con sede en Nueva York, informó que su petición a la nación asiática fue expresada en una presentación al Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas para el Examen Periódico Universal (EPU) de Birmania, que se prepara para enero de 2021.

HRW argumenta que el gobierno birmano ha ignorado sus obligaciones legales internacionales de hacer responsables a quienes urdieron las «atrocidades militares” cometidas en el país contra grupos étnicos minoritarios.

También, dijo, Birmania impidió que el anterior relator especial de la ONU sobre derechos humanos ingresara al país.

«La falta de voluntad de Birmania para rendir cuentas por los abusos desenfrenados de los derechos parece no tener límites», dijo Phil Robertson, subdirector de HRW para Asia.

HRW denuncia la quema de 200 casas en Rakhine, Birmania

El conflicto en Birmania, que a empujado a los musulmanes rohinyá al destierro, ha cobrado numerosas víctimas, desalojos de tierras y otros «abusos» que han denunciado organizaciones como Human Rights Watch.

El gobierno birmano, con la líder Aung San Suu Kyi al frente, ha sido acusado de violaciones de los derechos humanos contra los grupos étnicos minoritarios, incluidos los rohingya, chin, kachín, karen, kokang, kayah, mon, rakáin, shan y wa y otros, que “han empeorado significativamente desde 2015”.

En los estados de Rakhine y Chin, la población se encuentra en el segundo año de suspensión de internet impuesta por el gobierno en medio de la intensificación de los enfrentamientos entre el ejército étnico de Arakan y el ejército de Myanmar, según reportes de prensa.

Por todo ello, “cientos de defensores de los derechos humanos, líderes comunitarios, miembros y líderes sindicales y otros activistas de la sociedad civil han sido procesados ​​y encarcelados”, concluye HRW.

Publicidad