Publicidad

Ecopetrol y la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia (UPTC) entregan hoy, a través de siete libros de investigación científica, los resultados de varios estudios de biodiversidad desarrollados en Cesar, Magdalena, Santander, Casanare y Boyacá donde la Empresa, a través de su filial Cenit, tiene operaciones de transporte de hidrocarburos.

Los hallazgos, luego de aproximadamente 6 años de búsqueda, observación, confrontación y análisis, como parte de un convenio entre las dos entidades, son de alto valor para las comunidades, líderes y docentes rurales, entidades y autoridades ambientales regionales y nacionales, ya que son la base para ampliar el conocimiento sobre la flora y fauna y proveer estrategias de conservación en cinco zonas del país:

 El bosque seco tropical de los departamentos de Cesar y Magdalena (área de influencia del poliducto Pozos Colorados – Galán – Ayacucho).
 El costado oriental del Parque Nacional de la Serranía de Yariguíes – lugar con altas posibilidades para explorar y conocer- en Santander (asociado a la estación de bombeo de Santa Rosa).
 El bosque de rocas de Bolívar, en Santander (contiguo a la estación de bombeo de Santa Rosa).
 El Distrito de Manejo Integrado de Rabanal en Boyacá y el Piedemonte Llanero en Casanare (municipios de Ventaquemada y Sabanalarga, respectivamente, áreas de influencia del Poliducto Andino).
 La flora de Aguazul, en Casanare (área de influencia del sistema de transporte Cupiagua- Cusiana). Para las áreas de Yariguíes, Rabanal y Sabanalarga se desarrollaron acciones de restauración ecológica que permitieron incrementar la riqueza de especies nativas y reactivar la movilidad natural de fauna, facilitando un proceso de constante recuperación funcional y estructural de los ecosistemas.

Se crearon tres viveros transitorios con especies nativas que permitieron intercambiar saberes con los moradores de cada región en técnicas de trabajo con la vegetación.

Dentro del amplio espectro de resultados reseñados en los libros se resaltan:
 El trabajo en plantas no vasculares sobre su biología, seguimiento y conservación, siendo uno de los primeros estudios en el Piedemonte Llanero que integró esta información. Además, se obtuvo el registro por primera vez en Casanare de Zamia, una especie considerada de las más antiguas y primitivas de la Tierra.
 Estrategias de conservación y principales factores que amenazan las poblaciones de anfibios y reptiles del bosque seco tropical en el norte de Colombia.
 La caracterización en profundidad de la biodiversidad de flora y fauna en el bosque contiguo a la Estación Santa Rosa y conocer el estado actual de conservación. En esta zona se logró un nuevo registro para Colombia de la especie Lejeunea serpillifolioides, un briófito en el bosque de rocas en Bolívar, Santander.
 Estudios de caso exitosos de restauración ecológica en la quebrada La Cinco Mil en la Serranía Yariguíes, en donde la recuperación de coberturas vegetales y plantas no vasculares, fueron elementos fundamentales.
 El registro de nueve especies de hepáticas y musgos, en el Parque Yariguíes, para Santander. Los musgos son reconocidos como reservas vivas de agua.
 El intercambio de saberes con las comunidades que permitió conocer la historia de uso de la biodiversidad en el territorio, cómo realizar la propagación de especies nativas y la biodiversidad local, que facilitaron una mejor aproximación al entorno y los diseños de la restauración en el municipio de Sabanalarga.
 El diseño de un modelo de trayectoria ecológica con estrategias de siembra que respondieran a las metas de restauración en el Distrito de Manejo Integrado de Rabanal.

Del trabajo realizado por cerca de 120 personas entre investigadores y personal administrativo, técnico y logístico, Ecopetrol resalta la labor con las comunidades y las autoridades locales para hacer transferencia de conocimiento y garantizar que la información se multiplique en pro de la conservación de la biodiversidad.

De los casos más significativos de participación comunitaria están el Diplomado en Procesos de Restauración Ecológica con el que se certificó a habitantes de Yariguíes, Rabanal y Sabanalarga y la producción de una cartilla para niños en las áreas de estudio de Magdalena y Cesar para enseñarles la importancia de preservar las tortugas Tapaculo y Morrocoy, actualmente bajo riesgo de extinción. Para el manejo de estas tortugas ya se
cuenta con un plan de conservación incluido en el Plan de Conservación del Ministerio del Medio Ambiente 2015-2020 junto con otras autoridades.

Estos resultados fueron la base además de trabajos de grado de pregrado y posgrado de investigadores de la UPTC y sus conclusiones se encuentran publicadas en revistas científicas indexadas. Los siete libros con los resultados de las investigaciones se encuentran disponibles para consulta del público.

Así, Ecopetrol, en alianza con la academia, ratifica su interés y compromiso mediante el desarrollo de proyectos de investigación que conducen a la preservación de la alta riqueza biológica de nuestro país, además de cumplir con las obligaciones de compensación ambiental en territorios en donde opera con sistemas de transporte de hidrocarburos.

https://connect.facebook.net/en_GB/sdk.js#xfbml=1&version=v7.0https://connect.facebook.net/en_GB/sdk.js#xfbml=1&version=v7.0(function(d, s, id){
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = «http://connect.facebook.net/es_ES/sdk.js#xfbml=1&version=v2.8»;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));

Publicidad