Publicidad

LA PRIMAVERA. Urgente llamado al Ministerio de Agricultura hicieron ganaderos de Vichada para que científicamente se controle un brote de langostas que están invadiendo la sabana y devorando pastizales.

Alcibíades Silva Riaño, del Comité de Ganaderos, dijo que la plaga de Taras o Langostas, afectó el ganado, dado que no hay como controlar el enjambre que cada año se presenta, pero que en esta temporada se hizo más voluminoso.

Anteriormente, en verano las combatían prendiendo fuego a la sabana ya que los huevos permanecen siempre en los pastos. Esa práctica ya no se realiza dada la prohibición de las autoridades ambientales.

Restablecer una hectárea de sabana cuesta en promedio de un millón de pesos y por tanto se debe combatir a la Langosta de manera biológica, añadió el vocero de los Ganaderos. De no atacar rápidamente, está en riesgo la seguridad alimentaria porque también ataca los cultivos y porcino o aves de corral que comen langosta no sirve para el consumo humano por un almizcle, anotó, Silva Riaño.

Twitter:@notillano  Web:notillano.com (JAS)


Fuente

Publicidad